Vacaciones en un camping nudista

Anécdotas sobre el nudismo y naturismo: Vacaciones en un camping nudista

Jose (19/11/2017)

Hola, me llamo Jose, vivo en el País Vasco y tengo 42 años.

Desde hace doce o trece años hago nudismo, sobre todo en playas del País Vasco (en Azkorri) y de Cantabria (sobre todo en Noja).

Cada vez soy más “adicto” al nudismo y ya no concibo unas vacaciones de verano sin ir a un alojamiento nudista y este verano de 2017 he probado en un camping naturista del Sur de España y la experiencia me ha encantado.

Estuve diez días e hizo bueno todos los días excepto uno de ellos. El camping en el que estuve tiene acceso directo a una playa nudista y también dispone de piscina nudista, así que cada día por la mañana y por la tarde iba un rato a la playa y luego a la piscina a darme un baño. Lo que se echa de menos es que el/la socorrista no esté desnudo/a, como todos los demás. Incluso el animador se metió con bañador en la piscina, lo que, desde mi punto de vista, no tiene ningún sentido. En otra urbanización nudista donde estuve, el animador sí que se desnudaba completamente para meterse en la pisicina.

Lo mejor de la playa es que es nudista al 100%. Creo que no vi a nadie vestido en la playa y eso se agradece. Además, había bastante gente joven, sobre todo parejas, tanto de chica y chico como de chicos. Incluso hay un restaurante nudista al que se accede desde la playa y desde el camping. Poder comer desnudo con vistas al mar es realmente muy agradable.

Lo que más me gustó es poder estar desnudo las veinticuatro horas del día. Incluso por la tarde después de darme un baño en la piscina, a última hora solía ir a hacer ejercicio a una zona del camping donde hay diversos aparatos para hacer gimnasia, jugar el baloncesto, al ping-pong, etc. y una pista de atletismo. Poder correr desnudo es una experiencia muy agradable que os aconsejo. Además así es posible experimentar cómo hacían deporte en la Antigua Grecia. Yo ya había corrido desnudo en alguna playa y sabía que me gustaba la experiencia. El movimiento del pene al correr no molesta en absoluto e incluso puede resultar divertido.

Realmente, cuando tenía que salir del camping para ir a dar una vuelta o hacer compras fuera, me daba mucha pereza vestirme, pues se está tan a gusto todo el día en bolas.

Os aconsejo que probéis esta experiencia de nudismo total en una urbanización o en un camping nudista. Seguro que os gusta y que repetís. Yo ya pienso volver al mismo camping el próximo verano.